Alimentación durante el embarazo: ¿Qué comer y qué no?

Una alimentación variada y equilibrada durante el proceso de embarazo es, esencial para asegurar el desarrollo adecuado del feto y así para también evitar problemas en la madre durante este periodo. Es muy recomendable que le pongas límites a la comida chatarra, porque contiene muchas calorías, pero pocas de las vitaminas y minerales que necesita tu bebé. Sin embargo, comer mejor no significa comer más o mucho más. La creencia de que durante el embarazo hay que comer por dos se descartó hace tiempo. 

Si tienes un peso adecuado al inicio de tu embarazo, no necesitarás calorías extras durante el primer trimestre. Durante el segundo y tercer trimestre, tu bebé sólo necesita que añadas 250 calorías más por día solo sumándole un par de frutas y un lácteo, por ejemplo. Todo esto va a depender de cada persona.
Si tienes sobrepeso o de lo contrario, estás muy delgada, no te bases en el número de calorías indicadas. Eso dependerá de la meta que tengas para controlar tu peso. Habla con tu nutricionista al respecto.

Hay algunos nutrientes críticos en el embarazo como son el calcio (que se encuentran en productos lácteos), omega 3 (en pescados grasos y semillas), hierro (en carnes rojas y vegetales de hoja verde), acido fólico (harinas fortificadas, vegetales y frutas), vitamina D (productos lácteos fortificados) y las proteínas (carnes, huevo, pescado, leches, soya entre otros).

Para una correcta alimentación es necesario consumir abundantes frutas y verduras Pueden consumirse crudas o cocidas contribuye a mejorar la digestión. Lácteos descremados por lo menos 3 veces al día siempre se recomienda consumir los lácteos descremados para aumentar el aporte de calcio y vitamina D. Pescados grasos por lo menos 2 veces por semana el omega 3 contribuye a la visión y cerebro del bebe.

Muchas veces los requerimientos de estos alimentos no son alcanzados debido a planes de alimentación inadecuados en algunas embarazadas por lo que deben ser suplementadas.

Algunos alimentos permitidos por los que siempre se tiene duda son los Endulzantes: No existe evidencia significativa de que los edulcorantes sean nocivos durante el embarazo. Los más seguros serían la, Sucralosa y Stevia.

Existen ciertos alimentos totalmente prohibidos durante la gestación como son el café o más bien la cafeína y yerba mate: La cafeína puede atravesar la placenta y se ha observado que un consumo superior a 150 mg. de cafeína podría aumentar la frecuencia cardiaca y respiratoria del feto. Alimentos crudos y lácteos sin pasteurizar: Es importante prevenir intoxicaciones alimentarias, ya que podrían comprometer de forma importante el curso normal del embarazo, el endulzante aspartame no se recomienda su uso, ya que traspasa la barrera hematoencefálica, pescado o marisco crudo ya que debes de tener en cuenta que los pescados pueden contener anisakis y otras bacterias o parásitos.

Si las náuseas, el rechazo que quizás sientes por ciertos alimentos, la acidez o la indigestión te están quitando las ganas de comer, intenta comer de cinco a seis comidas ligeras (de forma fraccionada), en vez de tres grandes, ya que a medida que avanza tu embarazo, tu bebé comprimirá tu estómago y otros órganos del aparato digestivo, y tendrás menos espacio para comidas grandes. 

Nutricionista: M. Camila Cabezas.
Contacto: camila@nutrimas.cl o mcamila.cabezas@gmail.com
Dirección: Freire #676, oficina 2B, Edificio Montebianco, Los Andes.

Comparte

Otras opiniones