El dolor de cabeza que ronda en Llay Llay

1337

Distintas agrupaciones ciudadanas de la comuna de Llay Llay se han puesto en pie de guerra por la inminente venta del cerro donde se encuentra la “Piedra Santa”, que rodea la comuna y que tendría como objetivo el cultivo de paltas, lo que implicaría, según comentan, que se vaya secando la comuna.

Es conocido en la zona de Llay Llay y Catemu que cada vez el agua se ha ido haciendo más escasa, esto debido a que se han ido secando las napas subterráneas, lo que va generar en el corto plazo que esas comunas se vayan quedando sin agua y termine por sufrir un fenómeno similar al de Cabildo, donde actualmente  Esval debe llevar el agua en camiones.

Un agricultor de la zona, quien no quiso dar su nombre por posibles represalias, comenta que tiene antecedentes concretos de que el cerro donde está la piedra santa habría sido adquirido por un empresario paltero y que correría con la misma suerte de los cerros aledaños que existen en las cercanías de Catemu y de Llay Llay.

Los pozos no cumplen la norma

El trabajador de una de estas empresas agrícolas señaló que existen pozos que no cumplen la norma y son mucho más profundos, debido a que ya no queda agua para el riego y no existe una fiscalización seria en esa materia.

Es conocido que el producto Palta utiliza mucha agua para su riego y que producto de las sequias en el Valle de Aconcagua ya no alcanza el agua por ende los pozos se van haciendo más profundos generando los daños que eso significa y todos conocemos.

“Al lado del peaje existen 12 Pozos profundos de los cuales se está sacando agua constantemente” y para que decir el impacto ambiental y la protección de la flora y fauna señala un vecino”

“El valor de la palta sigue subiendo a nivel internacional y eso hace que, por ambición, empresarios inescrupulosos sigan sembrando sin tener en cuenta el daño ambiental que se les hace a las comunas cercanas, en este caso Llay Lay y Catemu, comenta un antiguo vecino de apellido Astorga y que ve con preocupación cómo se va secar la comuna si no se hace nada.

Experiencia Cabildo

El mayor miedo que existe entre los habitantes de Llay Llay y Catemu es que ocurra el mismo fenómeno que ya se sufre en Cabildo y Petorca, donde según fuentes de Esval ya no hay agua para consumo humano, sino que hay sectores que se debe llevar en camiones aljibes, señala uno de los participantes de una agrupación de la zona, ese es un dato concreto y todo ocurrió debido a que se sobrepoblaron los cerros de plantaciones de paltas.

Los vecinos se empiezan a organizar

El tema de esta deforestación y de la eventual compra del famoso cerro de “La piedra Santa”, que es un lugar muy tradicional de la comuna de Llay Llay debido a que muchos vecinos de tradiciones cristianas van a orar y a pasear, se ve con preocupación y ya se han comenzado a organizar en redes sociales y también en reuniones físicas donde han asistido decenas de personas.

“Están surgiendo agrupaciones de vecinos transversales políticamente y queremos sumar a los alcaldes y concejales de las dos comunas” cuenta un participante.

Por otro lado, han aparecido muchos muros rayados en la comuna lo que ha generado un impacto que ya preocupa a las autoridades locales y a algunos parlamentarios a nivel nacional.

Un equipo de Al Día llegó a la comuna y realizó algunas entrevistas en la calle Balmaceda. “Sería terrible que se siguiera secando la comuna”, comenta José Muñoz de 35 años trabajador de un supermercado de la ciudad.

Yo he escuchado que ese cerro lo compró un empresario importante y que le pondrá paltas, pero ojalá no sea así, ya que es lo poco que nos va quedando en esos cerros se hace actividad física familiar” nos relata Samuel Figueroa de 45 años.

Asumo que las autoridades tendrán algo que decir con relación a eso, que alguien fiscaliza todas estas cosas, ojalá no sea como lo del peaje que tuvieron que venir de Valparaíso a solucionar las cosas, nuestras autoridades deben hacer escuchar su voz, nos comenta Rodrigo Benítez.

Palteros y municipio

Según fuentes que conversaron con nuestro medio  un importante empresario de la Paltas habría ofrecido la implementación a través de un aporte a una biblioteca vinculado a un municipio, no obstante se habría rechazado por parte de este último.

Por otro lado, ya habrían algunos actores políticos vinculados a Catemu que han tratado de visibilizar este tema, ya que estos hechos están generando una situación ambiental y si no hacemos algo, cuando nos demos cuenta va ser muy tarde e incluso desde el punto de vista económico, ya que comunas sin agua bajan en plusvalía.

 

 

 

 

Artículo anteriorGerardo Joannon no podrá seguir en la diócesis de San Felipe
Artículo siguienteMás de 400 participantes animaron corrida familiar contra el cáncer de mama