Comisión de género del Partido Comunista Intercomunal de Los Andes se refiere al nombramiento de Mónica Zalaquett

373

El día de ayer se dio a conocer la renuncia de la recién llegada Macarena Santelices, Ministra de la Mujer y la Equidad de género, quien vino a ocupar el cargo luego de la renuncia de Isabel Plá en dicha cartera.

Variadas fueron las críticas y malas decisiones que Santelices dejó en un corto trayecto por el ministerio. Antiguas denuncias por ocultamiento de situaciones de acoso en su municipio, la criminalización del movimiento feminista dentro de sus declaraciones, la errática campaña comunicacional en donde se victimizaba al agresor, quitándole toda culpa y aplicación de justicia frente a la violencia cometida. Pero finalmente, la contratación del productor del misógino piscinazo de la Reina del Festival de Viña como jefe de división de estudios del ministerio terminaron por detonar su salida.

En su reemplazo, la reciente y asumida Ministra de la Mujer, Mónica Zalaquett, ya ha generado que hablar debido al variado desconocimiento y desentendimiento de los derechos de las mujeres y las disidencias, cuando ejerció como diputada de su partido (UDI). Se opuso a post natal de seis meses, estuvo en contra del aborto terapeútico y tildó de “valiente” a niña de 11 años por tener a su bebé.

Dichos y acciones como estos y las de sus antecesoras, han generado, que el Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género, no esté a la altura de las demandas sociales de la ciudadanía y de las mujeres. El reiterado desconocimiento de los derechos de las mujeres y las luchas que han llevado a cabo para adquirirlos, es muestra clara de la perpetuación del patriarcado en dicha cartera.

Las mujeres y disidencias de nuestro país necesitan a alguien que sea capaz de entender las desigualdades que viven día a día y en los diferentes espacios, que reconozca las demandas que han sido levantadas por el movimiento feminista durante estos últimos años y que han tenido respaldo de millones de mujeres en las calles, que reconozca la violencia estatal y policial ejercida durante el estallido social, que reconozca el trabajo no remunerado dentro del PIB de nuestro país, que trabaje y luche por el derrocamiento del patriarcado en todos los espacios, y  durante esta crisis sanitaria, que ha golpeado de manera más fuerte a las mujeres.

Una vez mas y como ha sido la tónica histórica, seguiremos visibilizando y cuestionando el actuar nefasto de este gobierno, de no haber sido así, no se hubiesen producido los cambios y renuncias. La institucionalidad del Ministerio no es una bolsa laboral para devolver favores políticos, lo que demuestran una vez más que son a fines de los intereses del gobierno y no de las mujeres y de la mayoría de la población. Es por ello, que hoy más que nunca no nos callaremos y  frente a este nuevo nombramiento seguiremos diciendo que No Tenemos Ministra!

 

 

Comisión de Género

Partido Comunista

Intercomunal Los Andes